Se inauguró el flamante museo Amado Bonpland

El flamante edificación cuenta con una imponente arquitectura que simboliza el abrazo de la naturaleza a los visitantes. Creada hace 162 años, el Museo pasó del “sótano” de la escuela Centenario a un lugar inigualable con el río Paraná de fondo en Costanera, en el predio donde funcionaba el Zoológico. “Va a ser un lugar ícono para la cultura y el turismo de Corrientes y la región”, dijo el gobernador Ricardo Colombi tras la inauguración

Si el botánico francés Amado Bompland aún viviera, hubiera sonreído de felicidad al encontrar su nombre a los pies del río Paraná, pero más aún que el trabajo de casi toda su vida sea la columna vertebral del Museo de Ciencias Naturales que ayer inauguró su flamante edificio. En un atardecer inigualable y bajo un florecido lapacho, el gobernador de Corrientes Ricardo Colombi cortó la cinta del flamante edificio ubicado en el corazón de la avenida Costanera, general San Martín.

Casi como si fuera el puntilloso trabajo de un arqueólogo, que destierra una valiosa pieza para exhibirla en un prestigioso lugar, el Museo de Ciencias Naturales fue “desterrado” del sótano de la escuela Centenario donde funcionó desde 1920, para instalarla en un pequeño edén, donde funcionaba el “Zoológico provincial”.

“En uno de esos viajes que realizábamos con Checho (Senador Sergio Flintas), pasamos por este lugar y dijimos ‘qué hacemos’, y cuando me propuso hacer aquí el Museo de Ciencias Naturales inmediatamente le dije que sí”, explicó ayer el gobernador Colombi tras el corte de cintas. Durante la inauguración oficial, estuvo acompañado del Ministro de Turismo de la Nación Gustavo Santos, además de funcionarios provinciales.

Colombi, destacó además que “hoy es una realidad, que va a poner a la altura a Corrientes, con nuestra fauna, nuestra flora y todo el potencial que tenemos”. “Agradezco a todos los que hicieron posible y llevaron a cabo este proyecto y a todos los que han pasado por el museo”.

Por su parte el presidente del Instituto de Cultura de la provincia Gabriel Romero “destacó el trabajo en equipo para realizar estos proyectos y el apoyo del Gobierno. Nuestro museo, tiene presente y pensamos en el futuro”. El Presidente de Cultura destacó también que “a partir de mañana se gestionará la visita de las diferentes escuelas”, y agradeció a todos lo que hicieron posible que la obra se termine en tiempo y forma.

El edificio posee unas 17 mil piezas de valoración entre aves, mamíferos, moluscos, invertebrados, saurios, entre otros. “Es un recorrido desde la conformación de la tierra hasta el mensaje de conservación de nuestra flora y fauna”, explicó la directora del Museo Clara Aurora Arrieta. Asimismo, la funcionaria de Cultura manifestó que esta inauguración es un paso importante en el proceso de conservación y protección del medio ambiente. “Me siento muy emocionada de esta realidad y del flamante edificio del Museo que permitirá profundizar los estudios pero además de exhibir y difundir la diversidad biológica del NEA”, dijo.

Cabe destacar que además el Museo posee 12 metros de frente por 40 metros de fondo, destinada exclusivamente a la valoración, conservación y preservación de la fauna y flora de la región.

 

Una institución con 162 años de historia

El Museo de Ciencias Naturales de Corrientes fue creado el 10 de octubre de 1855 sobre la base de las colecciones científicas de José Fontenau y Francisco Founier, siendo designado como primer director Amado Bopland. La casa de Dizidio Zamudio, frente a la plaza 25 de Mayo, funcionó como la primera sede del museo. Desde el año 1920 hasta agosto de este año lo hizo en el edificio de la Escuela Centenario.

A partir del año 1958, esta institución lleva el nombre de su fundador, en ocasión de conmemorarse el centenario del fallecimiento del Dr. Amado Bonpland. Este año, conmemorándose el Bicentenario del regreso del naturista a América, se traslada el museo a la Costanera General San Martín de la ciudad de Corrientes.

Es válido señalar que el Museo de Ciencias Naturales “Dr. Amado Bonpland” tiene como misión acrecentar, estudiar, conservar, exhibir y difundir la diversidad biológica del NEA, aspirando a revalorizar su función educadora como fuente de información de su fundador y el patrimonio que custodia.

Sobre el sabio francés

Amado Bonpland, médico francés de trascendencia mundial, nació en La Rochelle (París) el 28 de agosto de 1773. Estudió medicina en París, se formó en botánica junto a Lamarck, Desfontaines, Jussieu y de Candolle, fue médico de profesión y botánico por vocación.

Realizó una extraordinaria expedición científica a América (1799-1804), junto a Alexander von Humboldt con notables descubrimientos para el avance de las ciencias naturales.

Invitado por Rivadavia, Belgrano, Sarratea, embarca con su familia el 23 de noviembre de 1816 de El Havre,  llegando a Buenos Aires el 29 de enero de 1817. Fue un hombre polifacético, humanitario, reconocido y estimado por todos los estratos sociales, mantuvo amistad con hombres de reconocida actuación política de la época, como los gobernadores Pedro Ferré y Juan  Pujol, el General Paz, Urquiza y muchos más.

Eligió Corrientes para vivir sus casi últimos treinta años de vida concretando más de 150 viajes de investigación en Argentina, Paraguay, Brasil y Uruguay.

Como todo naturalista tenía la capacidad de observación de la naturaleza obteniendo con esto una visión amplia y específica del mundo natural, un ejemplo de esto son sus observaciones sobre la Laguna Iberá, llegó a la conclusión: … “es un rio metido en un estero”… nos dejó  un conocimiento que con el avance de la ciencia demostró que el Iberá fue antes parte del cauce del río Paraná.

Fín del contenido.

Configuraciones